un lloc de cultura peculiar

Jurassic World: Dominion, ¿franquicia extinta?

Jurassic World: Dominion, ¿franquicia extinta?

autor

Primero respondamos a la pregunta que nos titula, pues Jurassic Word: Dominion se anuncia como el final de la saga, o la franquicia o el chollo. Elijan ustedes el término que prefieran, y luego reflexionen. Abandonada toda pretensión artística, los dinosaurios son una fuente ilimitada de dinero calentito y nada prehistórico. Y no hablo solo de cine, pues los bichos del cretácico se retroalimentan en la pequeña pantalla, los cómics, los videojuegos, los cromos, los juguetes y el merchandising en general. Así las cosas, con una gallina ponedora como esta, del tamaño de un pterodáctilo, ¿ustedes pondrían el punto y final a la serie? Pues eso, yo tampoco me lo creo, de modo que no desesperen los dinoadictos, porque no tardaremos demasiado en oír hablar de nuevas secuelas, precuelas, spin offs o lo que quieran inventar para seguir ordeñando saurios.

Y dicho esto, preguntémonos si  aparte de presunto, es este film un digno colofón para una de las series más rentables de las últimas tres décadas, y me temo que la respuesta no es positiva, si exigimos algo más que el espectáculo visual. Cosa que entendió y aplicó con bastante destreza J.A. Bayona, que no hizo un clásico con su Reino caído en 2018, pero al menos sí un producto cuidado y desarrollado más allá de la pirotecnia digital. Ese departamento donde se recluye lo peor del cine mainstream, y desde donde maquillan con alucinante cosmética virtual todas las carencias de los blockbusters. Y ahí es donde se ha varado el nuevo film jurásico, que ofrece pocas o ninguna novedad argumental ni formal respecto a títulos anteriores. No es ni más ni menos que un remix de ideas, conceptos y tramas anteriores. Y así, la reserva dolomita de Biosyn Corporation, es un remedo de Isla Nublar o del propio Jurassic World, donde la supuesta filantropía antropológica y biológica esconde las desmedidas ambiciones del megalómano de turno.  Eso sí, con el encanto de maridar al fin el reparto de la trilogía original con el nuevo star system  de la marca, y hacer con ello algunos simpáticos chistes.

La aventura avanza a golpe de secuencia. Sin fluidez dramática ni ritmo interno. Se conforma con epatar visualmente. Lo cual consigue sobradamente. Y la suma de todo hace un film repetido, e incluso eficaz, que nada  tiene que aportar, pero cuyo final arrancó los aplausos en la sala. Misión cumplida, por tanto, para el departamento de contabilidad. Y esto nos devuelve a la reflexión del primer párrafo.

Dirección: Colin Trevorrow Intérpretes: Chris Pratt, Bryce Dallas Howard, Laura Dern, Sam Neill, Jeff Goldblum.

deixa un comentari

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Posa-li estrelletes


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR