un lloc de cultura peculiar

La memoria del cuerpo

La memoria del cuerpo

autor

Dicen que los neurólogos dicen que la memoria del cuerpo es lo último que perdemos. Es una de las ideas que nutre la trama de esta novela de Patricia Almarcegui (Zaragoza, 1969), con vecindad menorquina. Profesora universitaria, viajera, escritora, en su juventud fue bailarina de ballet y en La memoria del cuerpo narra en primera persona una ensoñación, una hipótesis. ¿Cómo habría sido su vida si la hubiesen aceptado para estudiar en la Academia Vaganova de San Petersburgo, quizás la más reputada, exigente y estricta del ballet mundial? ¿Cuál sería el cúmulo de sensaciones que abordan a una primera bailarina que debuta en el Teatro Mariinsky de la ciudad del Neva? ¿Cómo explicarse la satisfacción de una vida entregada a la danza y al Arte, teniendo con el Museo del Hermitage una relación tan íntima como si se tratase casi de una estancia propia?

Narrada en primera persona, La memoria del cuerpo atisba desde la madurez el recorrido por la vida de una mujer luchadora y tenaz, que se exige esforzarse y cultivarse para realizar su proyecto vital, el de manejarse como un individuo inteligente, emocional y musical: “Desde pequeña la música sólo me ha hecho moverme. El canto, quizás, cantar habría sido otra cosa. Hacer música con mi cuerpo, una buena idea…”.

El rumbo de esta travesía surca enamoramientos y decepciones, éxitos y empujones competitivos, bloqueos, lesiones y reinvenciones, sorteando sabiamente lo previsible para evitarle al lector lugares comunes, escenas tópicas, lances previsibles. No debe ser nada sencillo referirse, por ejemplo, al Lago de los cisnes sin ser reiterativo y quizás eso sólo pueda conseguirse desde el conocimiento profundo y con la sensibilidad muy bien afinada: “De ahí también el esfuerzo añadido que se exigía a una bailarina: encontrar su estilo. Algo que va más allá de la técnica y del intelecto pues tiene que ver con el corazón. Y eso no se identifica con la emoción, como creíamos entonces, sino con algo intangible y menos exagerado. El estilo es el discurso del alma. La forma que adoptan los movimientos cuando es el alma quien los informa. Pero de eso una bailarina se da cuenta tarde, muy tarde, demasiado tarde”.

 

Patricia Almarcegui

La memoria del cuerpo

Editorial Fórcola, 192 páginas

Precio: 19,50€ Ebook: No disponible

deixa un comentari

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Posa-li estrelletes


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR